Herbalife una excelente oportunidad de negocios legitima…

Herbalife una excelente oportunidad de negocios legitima…

Y en este post no analizaremos minuciosamente las bondades o defectos del producto, sino las prácticas comerciales de la empresa, la cual se basa en la  llamada Venta Multinivel.

¿Cómo funciona? Es un sistema de venta piramidal (no confundir con estafas piramidales), que consiste en la colocación de un producto entre los cercanos de alguien llamado Vendedor (en Herbalife llamado “Distribuidor”), que a su vez obtiene el producto de un Distribuidor (llamado en Herbalife “Supervisor), que a su vez, debe pagar para poder revender el producto a otros vendedores. Hasta acá, es una práctica legítima, tal vez no muy ética el uso de los cercanos para presionar y comprar productos, pero es una actividad donde se tranza un dinero por un producto. La diferencia es quien te lo vende, en un local, es un desconocido, en el sistema de ventas multinivel, es un conocido.

Ahora, no es esta la única diferencia, ya que en las ventas multinivel, requieren de una cuota de entrada (sea esta alta o baja, eso es indiferente), en el cual, se presume, se trata de cubrir los gastos de capacitación inicial (cursos, material impreso, etc) y se procura que teniendo un costo de arranque, el nuevo vendedor, haga su esfuerzo para, por lo menos, recuperar lo inicialmente invertido. Este sistema es empleado por empresas como Avon, Agel, Amway, Omnilife, Herbalife y un largo etcétera.

En algunos casos, se dan cursos (no gratuitos) y se vende mercancía para uso interno (botones, kit, bolsos, etc), para compra de los vendedores y distribuidores. Es decir, se abre un mercado interno entre los que pertenecen a este esquema de ventas multinivel.

¿Es una estafa?. No, hasta el momento no lo es.

¿Es un engaño?. No, no le han mentido, usted puede ganar dinero (tal vez, menos de lo que invierte en tiempo y costos), pero puede ganarlo.

¿Es considerado una oportunidad de negocio?. No, definitivamente no. Usted es una parte de una cadena de comercialización, a través de un esquema de distribución, podemos llamarlo, un asalariado de la empresa, con la diferencia que no gana salario, ni tiene seguridad social. Su trabajo, no es sacar adelante su idea de negocio (que es lo que hace un emprendedor), sino entrar en la de otro, y tratar de vender los productos de ese otro, quedándole una comisión sobre el mismo, con la salvedad, que no ha creado un negocio independiente (como un abasto, por ejemplo), por ello, no es considerado un emprendedor, sino un trabajador de otro (aunque no tenga horario, salario o mínimos de venta).

Hasta este nivel, no existe un problema real, sin embargo, el pago de comisión por la búsqueda de otros vendedores, y por la creación de más empleados sin salario como usted (es decir, de Distribuidores o llamados por Herbalife, “Supervisores”), es donde comienza la práctica comercial que no puedo respaldar, si bien, no es propiamente una estafa por parte de la empresa, si puede entenderse que estimula a los distintos integrantes a vender una maravilla comercial que no existe, y a defenderla a pesar de conocer esta realidad, ya que su tajada comercial aumenta en la proporción que haya cada día mas vendedores del producto (o Distribuidores, como los llama Herbalife).

Si usted desea ser emprendedor, sólo puedo recomendarle que no entre en estas ventas multinivel, ya que los requerimientos en tiempo y esfuerzo (además, del costo mientras) para crecer, mantener y comercializar estos productos, son elevadísimos.

Si usted desea desde la comodidad de su casa, ganar algo extra, sin pensar en crear su propia empresa o comercio, en la cual pueda salir del esquema de ventas sin muchas complicaciones, las ventas multinivel son una opción válida, respetable.

Suerte con el esquema de ventas multinivel, pero por favor, no pase por mi casa, prefiero comprarle al emprendedor que montó la farmacia, la panadería o el supermercado, que sí les paga salario a sus empleados, que no se molesta si no le compro y lo más importante, no toca a mi puerta en una final de fútbol para venderme productos que no me interesan (y tener que ver el gol en repetición).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *